Get Adobe Flash player

29.- TESTIMONIO DEL P. JOSÉ OVIEDO.

1.  Su amor a Dios se manifestaba en su amor a la Santísima Virgen. –era muy devoto de la Santísima Virgen, en su capilla particular tenía una imagen de la Santísima Virgen; yo llegué a verlo rezando el Rosario, ahí frente a la imagen de la Virgen. En sus visitas pastorales urgía mucho la devoción a la Santísima Virgen, la celebración del mes de mayo y el rezo del Santo Rosario.

2.  El Venerable decía; “El que halla a María, halla todos los bienes y todas las virtudes. María con su poderosa intercesión nos alcanza cuanto necesitamos para hacernos ricos de la divina gracia.

3.  Encendidos en el amor a Jesús y a María, tendrán la gracia divina y cumplirán con facilidad sus deberes cristianos. Acudan siempre en todo tiempo a la Santísima Virgen María y confíen mucho y siempre en el Sagrado Corazón de Jesús. Consideren y mediten el ejemplo de humildad que nos han dado Nuestro Señor Jesucristo y su Santísima Madre. Con fervor y confianza, pídanle destruya en ustedes todo orgullo y vanidad y que haga vivir y reinar en su corazón la virtud de la humildad.”

4.   Todos los años celebraba de pontifical el 12 de diciembre en el Santuario de Guadalupe .  El 12 de octubre de 1945, la muestra de amor de su amoroso corazón fue palpable: Después de motivar a toda la Diócesis a la coronación de la Santísima Virgen, la coronó personalmente en el Santuario de Saltillo, para conmemorar el 50 aniversario de este acontecimiento en la Basílica del mismo nombre en la ciudad de México.

 

Deja un comentario